13 nov. 2013

Reseña #19 (español) Robinson Girl

¡Hola, viajeros!

Os traigo la reseña de una de las novedades de Montena recién salidas del horno. Me llegó el lunes, lo leí el martes y aquí estoy con la reseña. Ha sido un placer volver a vivir una historia con Rocío Carmona. No me extraña que se llevase el premio de Narrativa Juvenil de Jaén :3

¡Dentro reseña!



Título: Robinson Girl
Autora: Rocío Carmona
Editorial: Montena
Colección: Ellas
Edición: Barcelona, 2013
Páginas: 256


El día de su decimoctavo cumpleaños y después de una fiesta de la que no recuerda casi nada, Ona despierta en una playa desconocida y paradisíaca. Tras varias horas caminando por un paisaje solitario, descubre que se encuentra en lo que parece una isla desierta y, enormemente desconcertada, acaba por rendirse a la evidencia: ha naufragado.
Pero muy pronto se dará cuenta que no está sola: Domen un joven de aspecto delicado y de extraño comportamiento la acogerá en su guarida y le descubrirá los inquietantes misterios de la isla. 


A LA VENTA EL 14 DE NOVIEMBRE

A la vez que la noticia corría con velocidad aturdidora por la bloggosfera, aquí, a una personita le latía el corazón con solo visualizar en el horizonte una nueva novela de una de sus escritoras predilectas. Y ¡cómo saltó de alegría cuando pudo acariciar la tapa blanda por primera vez, cuando la editorial Montena se la mandó a casa!
Así empezaría mi odisea o mi “naufragio”, como lo queráis llamar, hacia Robinson Girl, una novela que… bueno, como ya sabes y te he repetido mil veces (¿solo mil?), chapeau, Rocío, chapeau. ¿Cómo me dejas siempre esa sonrisa?

A los lectores ya consumados de las novelas románticas de Rocío Carmona, creo que no les hace falta mucha explicación: esta escritora no nos sorprenderá con una novela no romántica (se parece a mí, muajajaja…). Pero Robinson Girl  tiene algo que es más que eso. Es una crítica, en cierto sentido. Es un libro con algo que nos hace reflexionar sobre nuestras vidas y la forma en la que tratamos a los demás.  

Ona es una chica que va a cumplir 18 años. Tiene en la vida todo lo que se puede soñar: novio perfecto, amigos, aventuras… y, sin embargo, siente que le falta algo.
Pero, de repente, se despierta en una isla. No quiere aceptar que ha naufragado hasta que se encuentra con Dolmen, un chico de su misma edad que le descubre los secretos de la isla y el amor.
Imagine
Ona by my imagination

El principio del libro engancha sin dilación. Rocío tiene un estilo ágil, desenfadado y juvenil, cosa que facilita mucho la lectura. Poco a poco y sin darte apenas cuenta, te introduces en la cabeza de Ona y en sus pensamientos, y actúas como ella. Ha sido fascinante verme metida de lleno en una cumpleañera malcriada y superficial (ahora os lo cuento).
Ya que estamos en esto de los personajes, aprovecho para hincar el diente en este tema: Ona no es como las otras protagonistas que, hasta ahora había creado la autora y, no obstante, ha sabido cambiar de “registro” en este sentido sin que apenas se note, como si lo hiciera toda la vida. La principal diferencia: Ona es una chica algo inmadura, malcriada y muy superficial, preocupada por todo lo que una chica "encefalograma plano" se preocupa (moda, novios, aventuras con otros chicos, discotecas, moda… ¿ya he dicho moda?). ¿Os lo imagináis? El contraste con Hannah (chica inocente, de poco bagaje por el mundo) e Irene (sensible y romántica empedernida) es palpable cada instante que pasas las páginas. Y eso me gusta, porque la escritora, al crear a Ona, crea a alguien común, a alguien que podría ser nuestro vecino; crea una persona más con todos los ingredientes para que sea alguien de carne y hueso. Rocío Carmona ha creado una persona, no un personaje. ¡Y cuanto mérito tiene esto!, ¿verdad?
En cambio, estoy un poco ¿enfadada?; no, esa no es la palabra. Estoy un poco disgustada --tampoco es la palabra, pero no lo sé decir de otra forma, creo que ya me entendéis-- (no mucho, pero en algo tenia que fallar el libro, ¿no? Recordad que nada es perfecto, ni la misma Rocío) en el aspecto de los chicos y del desarrollo del romance. 
Dolmen es alguien algo irreal, ya que la autora crea siempre chicos de extremada belleza, sensibilidad y atención para sus protagonistas. ¡Oh! ¿No puede haber algún sinvergüenza, de tanto en cuando? ¡No pido mucho! (pero que conste que he llegado a amar con todo mi corazón a Dolmen, tenía unos momentos tan tiernos con Ona... Directo a la lista de amores literarios imposibles.)

Por otra parte, los personajes secundarios me han gustado mucho; están definidos a la perfección. Me ha agradado especialmente Anne y no sé por qué. MISTERIO. Sherlock, ven aquí, cariño.  Su final ha sido muy cruel y hubiera preferido (quizás) que se profundizara más en estos personajes, aunque creo que, bien pensado, si la autora lo hubiera hecho, seguramente no me habría gustado. Prefiero imaginarme su pasado yo solita ^^. ¡Ah!, ya sé por qué me ha gustado tanto Anne (pese a que en todo el libro únicamente tiene unas tres frases): tengo una obsesión por todo lo pelirrojo. *-* Adoro lo pelirrojo. Amo lo pelirrojo. ASDFGHJKL, perdón, me voy por las ramas.

Fan art de Lorena Luna, maga del Photoshop
La autora tiene una pluma ágil, certera, con descripciones, pero no son excesivas, razón por la cuál la historia no se nos hace pesada en ningún momento.

Además, los lectores de sus otros libros, notarán una evolución, un cambio: Rocío hace una novela mucho más profunda, que queda más dentro nuestro. No ocurre como con sus otros dos libros que, aunque me encantaron, no me quedaron grabados precisamente por su gran mensaje de valores, sino por su innegable valor literario. Este, por el contrario, me ha quedado marcado justo por sus valores, por el mensaje que se transmite con tanta sencillez. 

Voy a hablar también de la edición. ¡Pues qué decir! Que con esa portada morimos todos de amor. Es tan perfecta con esos colores sepia… aish. Sin duda, han hecho un gran trabajo de edición con este libro. Impecable presentación e impecable por dentro.  

El final ha sido simplemente perfecto. Perfecto. Y punto. NADA DE PEROS. Perfecto.
Ha sido un final muy tierno. No el típico y previsible (y ABURRIDO) final en el que los dos protagonistas acaban comiendo perdices. Sí un final que deja (por fin, he esperado durante toda mi vida de lectora escribir esta frase) todos los cabos bien atados, que deja sentado que nos hallamos ante un libro autoconclusivo y que, a la vez, me ha permitido soñar con que hubiera podido ocurrir en el futuro.

En la nota de prensa que me envió la editorial, (muero de amor :3) Rocío nos decía que el objetivo del libro no era dar una moraleja, pero a mí me ha enseñado algo importante, sin ninguna duda. En efecto, Robinson Girl me ha invitado a valorar lo que tengo, a no despreciar ni a decir aquello de “de esta agua no beberé”, porque no se sabe nunca cuando lo que, en un momento dado, se puede echar en falta y en qué circunstancias uno se puede encontrar. Y, sobre todo, me ha ilustrado acerca del valor del amor, estés donde estés. Sí, en una isla también.  

Lo mejor: la protagonista y la evolución de Rocío en esta novela.

Lo peor: quizás la irrealidad de Dolmen, pero, aun así, tengo que esforzarme para poner algo en este punto.

MI PUNTUACIÓN

***gracias a la editorial Montena****

¿Lo leeréis? ¿Os llama? ¿Opináis como yo? ¡Contadme! 


Image and video hosting by TinyPic

8 comentarios:

  1. Tengo muchas ganas de leerlo *__*

    Un beso^^

    ResponderEliminar
  2. Paso muy por encima ya que es mi próxima lectura. Precioso el fan art de Lorena Luna, esta chica hace maravillas.

    besos^^

    ResponderEliminar
  3. Le tengo muchas ganas....gracias por la reseña.

    Besos.

    ResponderEliminar
  4. wahhhhhhhhhhhhhh que ganas de leerlo!!!!!!

    ResponderEliminar
  5. Hola, no conozco a esta autora, pero después de tu reseña voy investigar y espero leerme pronto este libro. Gracias por esta fantástica reseña.

    Besos!

    ResponderEliminar
  6. Hola, vengo a decirte que el formulario ya funciona, aquí tienes http://escribirparanomorirte.blogspot.com.es/2013/11/sorteo-100-seguidores.html ^^

    ResponderEliminar
  7. Le tengo ganas ganas, que hace poco leí En la isla y acabé enamoradísima.

    ResponderEliminar

¡Gracias por comentar, viajero! Respeto, opinión y buenas palabras son la clave. ¡A teclear se ha dicho!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
entradas
comentarios
días online